Deportes

CON UN MEGA-OPERATIVO

El encuentro que disputarán Boca y River este sábado a partir de las 17 por la primera final de la Libertadores, contará con un mega-operativo para garantizar la seguridad de todo el contingente, además de que todas las miradas del país y gran parte del mundo estarán en este inédito espectáculo. Para lograrlo, este último martes se reunieron  en el Ministerio de Justicia y Seguridad porteño entre autoridades de la Nación, la Ciudad, Boca, River y la Conmebol. El operativo arrancará el sábado por la mañana temprano, mientras que La Bombonera abrirá sus puertas a las 13 horas.

En fin, serán alrededor de 1300 los efectivos policiales que se ubicarán sobre distintos puntos estratégicos de la Ciudad de Buenos Aires, además de 200 integrantes del programa “Tribuna Segura” que buscarán detectar a aquellas personas con derecho de admisión o pedido de captura, para que no puedan ingresar. En Boca, son 250  barras los que tienen derecho de admisión, entre ellos, sus líderes:  Rafael Di Zeo y Mauro Martín. Además, desde la organización pidieron que los hinchas que no tengan entradas lo vean tranquilos desde sus casas: “Que no se acerquen a la cancha porque va a ser imposible el acceso sin tickets verdaderos”.