sociedad

LE SALIÓ MAL

El Tribunal de Casación Penal bonaerense rechazó el fallo del 2×1 que beneficiaba a Julio César Grassi -acusado por abuso sexual y corrupción de menores- que le iba a permitir salir de la cárcel en 2026.

De esta manera, el cura no saldrá antes y, de acuerdo a las autoridades judiciales, la pena estaría vigente hasta el 29 de mayo de 2028. Los jueces Ricardo Maidana y Mario Kohan consideraron que a Grassi, cuyo ADN ya está en el registro nacional de violadores, no le corresponde el 2×1 porque al momento de su detención en (2002) la ley que permitía esta medida ya había sido derogada.

El sacerdote fue condenado en 2009 y la Corte Suprema confirmó la pena el 21 de marzo de 2017.

Top